Esta terminando la Pandemia?, volveremos al mundo de antes?.

No es difícil saber que la respuesta es NO a ambas preguntas pues ya estamos en el 2022 y nadie imagino que tendríamos más de 2 años en Pandemia sin ver que termine, pero lo positivo es que ya nos estamos adaptando.

A pesar de la incapacidad de los políticos hay que reconocer que la vacunación avanzó bastante bien y hoy la mayoría de peruanos estamos vacunados, claro que eso no nos hace inmunes pero reduce la probabilidad de enfermarse gravemente. También parece correcto estimar que en un año habrá variedad y disponibilidad de vacunas y pruebas Covid incluso en cadenas de farmacias, lo que ayudará a reducir el impacto del Covid.

En el campo empresarial es un hecho que muchas empresas se están adaptando y modernizando y causando cifras positivas: el desempleo se está reduciendo, hay récord de pago de impuestos, de exportaciones , reservas, etc. También se espera que en Marzo se reinicien clases presenciales para más de 8 millones de estudiantes , lo que causará un impacto positivo generando trabajo ( y también mucho trafico).

Lo cierto es que empezamos a ver posibilidades de salir adelante pero debemos seguir cambiando  y adaptando nuestro trabajo a un nuevo mercado socio-económico pues el trabajo no volverá a ser el de antes. Por un lado subió mucho la preferencia por compras online y por otro los colaboradores rechazan las largas horas de trabajo y explotación laboral típicas de “nuestra vida anterior”, detalles a tener en cuenta en empresas que necesiten atraer y retener talentos.

Con cautela podemos afirmar que en el 2022 hay oportunidad de prosperar si persistimos en reinventarnos cuidando 3 aspectos :

Primero hay que aceptar que las vacunas no nos inmunizan al 100% y debemos acostumbrarnos a las mascarillas, la distancia social y la higiene constante; en segundo lugar, debemos hacer el esfuerzo por seguir reinventando nuestra forma de trabajar y adaptarnos a este nuevo mundo laboral usando la tecnología y el marketing en Redes sociales; y en tercer lugar, necesitamos reconstruir nuestra vida social entendiendo que necesitamos a los demás pero también debemos evitar los contagios.

No debemos sentirnos mal por entender que falta al menos un año para mejorar la situación. Al contrario, debemos tomar fuerza y enfocarnos en cambiar y adaptarnos, algo que los seres humanos venimos haciendo bien durante más de 100,000 años.