fbpx

Cómo mejorar los resultados de mis trabajadores

  • Siguiente
  • Anterior
Banners Setiembre 2

Cómo mejorar los resultados de mis trabajadores

Wellness: Es un término en inglés que se usa generalmente para definir un equilibrio saludable entre los niveles mental, físico y emocional, obteniendo como resultado un estado de bienestar general.
Organizacional: De la organización o relacionado con ella, Organización: Asociación de personas regulada por un conjunto de normas en función de determinados fines.

La unión de ambas palabras es el Wellness Organizacional, la nueva forma de mantener sanas a las organizaciones/empresas. El Wellness corporativo u organizacional es un concepto que engloba todas las actividades destinadas a mejorar el cuerpo y la mente de los colaboradores, considerando los problemas rutinarios que podría atravesar cualquiera de ellos: desmotivación, estrés, crisis económica, temas de salud, temas que perjudican física y en consecuencia emocionalmente al colaborador.

Se considera que el bienestar organizacional empieza por el bienestar personal de cada participante que integra una empresa: la salud es el capital humano más valioso de cualquier organización.

¿Qué entendemos por empresa/organización sana?
Es aquella que no sólo tiene sus finanzas y administración en orden; sino también que está conformada por colaboradores en buen estado físico, mental y emocional, o en otras palabras, una organización saludable es la que cumple con sus metas de productividad y también con un nivel bastante alto de bienestar, o de Wellness Organizacional.

Las organizaciones/empresas deben considerar y desarrollar el Wellness Organizacional a manera de retribución o agradecimiento hacia sus colaboradores por la entrega participativa, intelectual, colaborativa y emocional que dejan día a día, semana a semana, mes a mes, año tras año, dentro del área en la que se desempeñan. Pero se debe saber que el Wellness Organizacional va más allá de la retribución económica o de los incentivos que podrían satisfacer superficialmente a los colaboradores.

Para lograrlo se debería implementar un programa que evalúe y diagnostique a manera de termómetro el estado de salud de los trabajadores, la carga laboral que llevan, la orientación hacia sus tareas y pendientes, las necesidades de capacitación y los riesgos organizacionales en caso existan e identificar para poder trascender también el tema tan famoso y recurrente del: stress laboral, al cual muchas personas simplemente se suelen habitar y hasta lo han llegado a “normalizar” e incorporar como parte de la rutina diaria laboral. Esto es un acontecimiento poco favorable para la salud del individuo.

Los líderes de las organizaciones no pueden ver a sus colaboradores como máquinas de producción, productividad, renta y más nada. Los colaboradores deben ser vistos como la base y sostén de una organización que día a día pueda renovarse en el cumplimiento de sus metas y objetivos a alcanzar dentro de la empresa, permitiéndose co-crear con otros que también son parte de su equipo diario de trabajo.

No debe ser todo esto leído como una fantasía, sino debe tomarse y considerarse como una realidad y necesidad básica e indispensable para poder lograr salud en las empresas y mantener entre las personas un equilibrio saludable. Co-crear y construir una sociedad laboral sana no puede ser un sueño irreal, ¡sino una vivencia diaria real!

 

Patricia G. Gutiérrez Eguren/ Facilitadora del curso Liderazgo y Trabajo en equipo.

Compartir la publicación

Comentarios

Sin comentarios todavía

Deja un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

  • Siguiente
  • Anterior